LIBERTAD PONE EN MARCHA UN NUEVO “LAGUNERITO”