GATOS SÍ, CAMPEONES TAMBIÉN